Mi Ciudad Saludable

Fluir


Dibujo: Freepik
Dibujo: Freepik

Aristóteles hace 23 siglos concluyó que lo que más buscan los hombres y las mujeres es la felicidad. Mientras la buscamos, cualquier otra cosa como la salud, belleza, dinero, etc., solo nos interesa en la medida que nos brinde o nos lleve a la felicidad.

Hoy no sabemos más acerca de la felicidad que la que dijo Aristóteles. A pesar de los adelantos científicos y tecnológicos, las personas a menudo acaban sintiendo que han malgastado su vida y que sus años han transcurrido entre la ansiedad, el aburrimiento y el hastío.

¿Cuándo es que se sienten felices las personas?

La felicidad NO es algo que sucede. No es el resultado de la buena suerte o del azar. No es algo que pueda comprarse con dinero o con poder. NO PARECE DEPENDER DE LOS ACONTECIMIENTOS EXTERNOS, sino más bien de CÓMO LOS INTERPRETAMOS.

LAS PERSONAS QUE SON CAPACES DE CONTROLAR SU EXPERIENCIA INTERNA, SON CAPACES DE DETERMINAR LA CALIDAD DE SUS VIDAS, ESO ES LO QUE MÁS SE ACERCA A LA FELICIDAD.

J. S. Miller dijo: “Pregúntese a sí mismo si es feliz… y dejará de serlo”. El camino hacia la felicidad comienza con el CONTROL SOBRE LOS CONTENIDOS DE NUESTRA CONCIENCIA.

En nuestra vida todos hemos vivido momentos en los cuales teníamos control de nuestras acciones, que éramos los dueños de nuestro propio destino. En raras ocasiones que ha sucedido, sentimos un regocijo, un profundo sentimiento de alegría que nos indica cómo debe ser en realidad la vida. Esto lo llamaremos EXPERIENCIA ÓPTIMA. Son esos momentos únicos en nuestras vidas como lo puede ser nuestro primer amor, nuestra graduación, el nacimiento de un hijo, etc.

Lo curioso es que estos momentos suelen suceder cuando el cuerpo o la mente de una persona ha llegado hasta el límite de un esfuerzo voluntario para conseguir algo difícil y que valga la pena. UNA EXPERIENCIA ÓPTIMA ES ALGO QUE HACEMOS QUE SUCEDA.

Estas experiencias no tienen necesariamente que ser agradables en el momento que ocurren. El nadador antes de haber llegado a la meta, haber ganado y disfrutado la delicia del éxito, tuvo que esforzarse antes al máximo en la piscina y a veces con algún intenso dolor. Un parto puede ser otro ejemplo de esto. A pesar de lo traumático, pueden ser los MEJORES MOMENTOS DE LA VIDA.

El concepto de FLUJO O DE FLUIR es el estado en el cual las personas se hallan tan involucradas en la actividad que nada más parece importarles, ya que la experiencia que están viviendo en ese momento es tan placentera en sí misma, que las personas la realizan aunque tenga un gran costo. Lo hacen por el simple motivo de hacerlo.

La experiencia óptima depende de la capacidad de control de cada persona, y la alcanzan basándose en el esfuerzo y en su propia creatividad. El libro y la hipótesis del FLUIR lo que va a tratar de conseguir es FELICIDAD GRACIAS AL CONTROL DE NUESTRA VIDA INTERNA.

El estado óptimo de experiencia interna es cuando hay orden en la conciencia, y esto ocurre cuando toda nuestra atención y toda nuestra energía se concentran para obtener una meta realista, y cuando las habilidades que tenemos, se acomodan para alcanzarla.

FLUIR es la manera en que las personas describen su estado mental, cuando la conciencia está organizada de manera armoniosa, personas que hacen lo que les gusta solo por hacerlo.

La manera de reaccionar ante una determinada situación es lo que va a determinar si la persona va o no a sacar provecho de su mala fortuna, de la manera en que va a responder. Este es el punto. Tranquilidad, serenidad y decisiones meditadas parecen ser los elementos medulares del FLUIR.

SOLO EL CONTROL DIRECTO DE LA EXPERIENCIA Y LA HABILIDAD PARA ENCONTRAR ALEGRÍA, MOMENTO A MOMENTO, EN TODO LO QUE HACEMOS, PUEDE SUPERAR LOS OBSTÁCULOS EN EL CAMINO HACIA LA REALIZACIÓN.

La vida y el universo no fueron diseñados para la COMODIDAD DEL SER HUMANO. Parece que cada vez que salvamos un problema viene otro atrás, y a veces ni siquiera tenemos el tiempo para pensar, si no que ocurre algo que no podemos determinar y ni siquiera predecir. Sin embargo, nuestro éxito en vencer todo esto depende de CÓMO NOS SENTIMOS, la alegría de vivir depende directamente de la manera en como nos sentimos y de la forma en que la mente filtra e interpreta las experiencias cotidianas.

Si somos o no felices dependerá de la armonía interna y del control que tengamos de los fenómenos, es decir, de lo que se manifiesta y está fuera de nosotros. Día a día lo que tenemos que hacer es seguir aprendiendo en cómo dominar el entorno externo, ya que nuestra supervivencia depende de ello, pero el dominar lo externo en NADA NOS PUEDE AYUDAR SI NO APRENDEMOS A DOMINAR LA CONCIENCIA.

Todos o por lo menos la mayoría tenemos un proyecto de vida, es decir, lo que queremos hacer antes de morir. Lo cerca o lo lejos que estemos de este proyecto es lo que nos da nuestra calidad de vida, entre más cerca estemos de lo que queremos y deseamos, más felices somos, igual sucede a la inversa.

Sin embargo tratar de mejorar la calidad de vida se nos convierte en una TAREA INACABABLE ya que al haber alcanzado una meta o algo que deseábamos, aparecerá otra cosa que queremos tener, y así sucesivamente. Pero hay personas que son capaces de salirse de este círculo vicioso, mantenerse fuera y alcanzar su felicidad. Ellos siguen viviendo, están contentos, siguen aprendiendo de la vida, disfrutan de todo lo que hacen y están en armonía con ellos y con su entorno vital. Quizás su mayor fuerza está en que controlan sus vidas.

Si nuestro entorno vital no nos ayuda, si la sociedad en la cual vivimos no coopera para nada en nuestro bienestar y todo parece ser una simple utopía, NOSOTROS ESTAMOS OBLIGADOS A UTILIZAR CUALQUIER INSTRUMENTO A SU ALCANCE PARA CONSTRUIR UNA VIDA CON SENTIDO Y QUE NOS PERMITA GOZAR DE ELLA.

De manera irónica podemos pensar que la vida nos dará de todo, pero no es así, más bien como decía Ralph Waldo Emerson: “Nosotros siempre estamos luchando por vivir pero nunca vivimos”. O como decía la pobre Francés: “siempre habrá pan y comida mañana, pero nunca habrá pan y comida hoy”.

A manera de conclusión de estas ideas, podemos decir que el modo de conseguir el dominio sobre la vida es por medio del CONTROL DE LA CONCIENCIA. Nos podemos librar de la ansiedad y de los temores controlando la conciencia, lo que nos conduce al control sobre la calidad de la experiencia.

Y ¿cómo funciona la conciencia?

La conciencia se autodirige, crea la capacidad de apartarse de las instrucciones genéticas, ser independiente y dirigir su propio curso de acción. Su función es la de representar la información sobre lo que está sucediendo dentro y fuera del organismo, de tal modo que el cuerpo pueda evaluarla y actuar en consecuencia.

Es como una central telefónica para las sensaciones, percepciones, sentimientos e ideas prioritarias. Sin ella reaccionaríamos de manera reflexiva e instintiva. CON ELLA PODEMOS EVALUAR DE MANERA DELIBERADA LO QUE LOS SENTIDOS NOS DICEN Y RESPONDEN SEGÚN SU EVALUACIÓN.

UNA PERSONA PUEDE SER INMENSAMENTE FELIZ O MISERABLE, INDEPENDIENTEMENTE DE LO QUE AFUERA SUCEDA, CAMBIANDO SOLAMENTE LOS CONTENIDOS DE SU CONCIENCIA. SUMA: TENEMOS QUE ORDENAR LA CONCIENCIA, CONTROLAR LOS PENSAMIENTOS. Son dos tareas paralelas.

Pero ¿qué significa ser consciente? Simplemente que lo que ocurre, lo que está pasando en este preciso momento, llámese sentimientos, pensamientos, intenciones, etc, PUEDEN SER CONTROLADOS. Todo lo que percibimos es pasible de ser objeto de la conciencia.

Basado en el libro Fluir de Mihaly. Csikszentmihalyi.

Autor: Gabriel
Dibujo: Freepik
Noticias Mi Ciudad

Anuncios

2 Comments

  • D- s nos da la vida por medio de Maná, nuestros padres nos proveen de todo lo necesario para crecer sanos y fuertes, nos regalan cosas y nos produce euforia que confundimos con felicidad . La abeja nos pica y nos r produce dolor y llanto. La vida mientras crecemos es nuestra escuela. Pero confundimos felicidad con los vienes materiales que nos dan,con los logros en la escuela,con las metas ganadas, y por qué no los llamamos estados de euforia. Y la vida sigue con estímulos confundidos. Un niño que juega con piedras y tierra su felicidad está en ese juego que también le produce euforia. La vida feliz es más simple, el despertar, mirar la claridad del sol ,oír correr del agua, ver llover, salir a la escuela ,montar bicicleta. Jugar a la pelota, llegar temprano al trabajo ,besar a mama o papa. Todos esos estímulos son los que nos dan felicidad. Es la forma como los captemos, con gusto o con disgusto., el mundo está lleno de cosas buenas que son más que las que nos molestan. Entonces todo depende del ojo con que mires tu entorno. Las metas alcanzadas de la escuela ,el trabajo el matrimonio los hijos,todo en conjunto depende de cómo lo percibas. Si el piquete de la abeja en mi produjo felicidad,euforia ,dolor y llanto. Pero aprendí que picaban. Y no por eso las abejas son malas. Y lo más importante que tenemos los que vivimos bajo la sombra Del Omnipotente la falta de seguridad y felicidad no cabe en nuestro ser. Vivamos felices la vida es bella y si no busquemos el lado bueno que nos da .

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s