Mi Ciudad Saludable

Resolución: las palabras sanan TODO


Noticias Mi Ciudad celebra el Día Internacional de la Palabra, apoyando al Museo de la Palabra de la Fundación española César Egido Serrano… Como Embajadores de letras, desde Costa Rica, hacemos la siguiente intervención online: la palabra como vínculo de la humanidad y solución de conflictos.

La galería inicia con un estudio científico realizado por Noticias Mi Ciudad al que llamamos: “Resolución” y finaliza con un recorrido de textos ejecutados por varios amantes de las letras que también desean lograr un impacto en el mundo. Para leer los escritos de otros, da clic ACÁInvestigación completa:

Resolución: las palabras sanan TODO

Hay preguntas que nos bombardean, incluso antes de nuestra existencia… Una y otra vez… ¿Cómo las palabras pueden resolver conflictos? ¿Cómo las palabras pueden unir a personas o naciones? ¿Cómo las palabras pueden colaborar con el encuentro de la paz? ¿Cómo las palabras pueden dar una salud integral?

Muchos ya han escuchado sobre el ADN, pero poco saben del funcionamiento real, y mucho menos, del gran poder que alberga y refugia el mismo. Su nombre, “ácido desoxirribonucleico”, se explica por sí mismo, ácido que contiene una especie de manual genético utilizado para el buen funcionamiento del organismo, actuando así, como transmisor hereditario.

Lo sorprendente es que el ADN conserva una gran cantidad de códigos, pistas, información, recetas o planos, con indicaciones necesarias para construir, reparar, unir, trabajar o limpiar. He ahí la explicación de la importancia del material genético… Es conexión y energía pura. Es nuestro propio PROYECTO DE VIDA… De cada ser vivo…

Hace algunos años se completó el famoso Proyecto del Genoma Humano (entiéndase genoma como toda la información genética codificada en el ADN de cada organismo) que identificó los genes del ADN humano, vislumbrando aproximadamente 3 mil millones de bases químicas donde casi que el 97% de esas bases eran iguales en todas las personas.

Aún así, ese 97% fue considerado “basura” e “inservible”… confirmando que solo un 3% era útil… Pero no se dieron cuenta que realmente estaban equivocados, porque allí, en ese enorme porcentaje, se encontraba nuestro PLAN DE RUTA.

El orden de esas bases hoy son las que ayudan a verificar los datos para construir o nivelar a un organismo, parecido al uso de las LETRAS. De allí se desprenden diversas combinaciones de oraciones o palabras para componer “grandes obras de arte”. Por ejemplo:

La hilera de ADN está formada por letras:

A T G C T C G A A T A A A T G T C A A T T T G A

Las letras forman palabras:

ATG, CTC, GAA, TAA, ATG, TCA , ATT, TGA

Y finalmente las palabras forman oraciones:

<ATG CTC GAA TAA>

<ATG TCA ATT TGA>

Esas oraciones son llamadas genes, responsables de dirigir a las células para que reproduzcan moléculas con nombre de proteínas, y éstas últimas, puedan ayudar a las células a hacer malabares.

Fotografía: DP. Copyright©
Fotografía: DP. Copyright ©

Inventos fantásticos

Es con este panorama que llegamos a la confirmación de un gran descubrimiento ya antes revelado, respaldado por genios como: Albert Einstein, Konstantin Korotkov, Peter P. Gariaev, entre otros… Las palabras pueden sanar TODO… pero… ¿Cómo? Vamos a explicarlo…

Científicos ya han venido trabajando en varios estudios. Ellos aseguran (y estamos completamente de acuerdo), que el ADN puede ser modificado con vibraciones, más específico, con nuestras palabras.

Cada vez se comprueba que la relación ionogenomática, (aquella que nos acerca más a la conciencia para conectarnos con el Universo) está ganando terreno para la cura de enfermedades o debilidades. Nuestro ADN se está modificando y los cambios se deben a esas conexiones ionogenomáticas.

Un gen puede crear muchísimas variaciones (más de 30.000) y concretar una programación constante que reescriba o influencie sobre la energía mental. La conclusión sería que efectivamente se podrían hacer cambios en el pensamiento y éste tendría la capacidad para cambiar el ADN mediante sonidos o frecuencias, como bien lo dijimos, con letras.

De hecho, expertos rusos de diversas disciplinas del Institute Control of Sciences Russian Academy of Sciences de Moscow y del Instituto “Lebedev“ aseguran que el código genético cumple con las mismas reglas que el lenguaje, comparándolo así con la sintaxis, semántica y gramática, que permiten llegar a una lectura comprensible de los mensajes.

No existen casualidades en la aparición de las lenguas, éstas son el espejo de nuestro ADN. He ahí la importancia de la comunicación entre las personas. Todo esto además nos ayuda a darle protagonismo a la FANTASÍA, quien le da una facultad al cerebro para construir un puente donde la imaginación cobra vida en el mundo real, rescatando las ideas y recogiendo la realidad interna/externa para entregar una realidad distinta y renovada.

Pero la fantasía es mucho más que eso, exige una planificación y capacidad creativa que se encuentra en todas las áreas científicas, artísticas, literarias y musicales. Es la fantasía la guía a la ciencia y verdad, sin ella no sería posible el conocimiento humano, y por lo tanto, no se podrían solucionar problemas reales. Es ella la que nos permite sobrevivir y entender nuestra existencia.

Albert Einstein lo dijo: “soy lo suficientemente artista como para dibujar libremente sobre mi imaginación. La imaginación es más importante que el conocimiento. El conocimiento es limitado. La imaginación circunda el mundo (…) Cuando me examino a mí mismo y mis formas de pensar, llego a la conclusión de que el regalo de la fantasía ha significado más para mí que mi talento para absorber el conocimiento positivo”.

Con ella la ilusión e imaginación pueden entrar en escena e iniciar así una comunicación a nivel cuántico, con el ADN… despertando a un ser humano que se relaciona con todo y todos. Éstos y muchos otros descubrimientos no pudieron haberse revelado sin ayuda de la fantasía.

ADN Fantasma

Hoy estudios demuestran que sí… Existe una coincidencia de textos genéticos con textos linguísticos, lo cual vislumbra un interesante detalle: podemos hablar con nuestro ADN porque entiende las frecuencias. Pero eso no es todo, esas vibraciones de nuestro ADN se pueden escuchar y llegar hasta el VACÍO, donde se producirían perturbaciones creadas en los AGUJEROS NEGROS como las descubiertas por Einstein-Rosen (el puente Einstein-Rosen).

Esto explica cómo el ADN podría tener la capacidad de extraer información del vacío y traerlo a nuestras mentes (conocido también como hipercomunicación, inspiración o intuición). Así es como actúa este puente, creando una conexión con áreas fuera del Universo, lejos del espacio-tiempo. Lo sorprendente es que si todos los ADN comenzaran a vibrar en una misma frecuencia, se llegaría a una conciencia colectiva… y esto… esto sería espléndido para todos.

Visualizando así cada aura humana (entendida como un espacio electromagnético, lleno de luz y movimiento), podríamos alcanzar un nivel de interacción profundo que permita prevenir enfermedades o debilidades. ¿Cómo?, modificando el comportamiento de las células. Nuestro ADN trabajaría como un procesador que viajaría por ondas para descubrir las frecuencias necesarias que permitirían entrar en esa resonancia interna. El simple hecho de estar mentalmente conectados generaría ya un fluido de intercambio energético.

De hecho, la letra hebrea ד (Dalet), con numeración 4, tiene muchos significados, pero ésta representa el cosmos y también los cuatro genomas del ADN (A, G, T, C), de los cuales se pueden realizar combinaciones de letras y palabras para crear oraciones, tal como lo explicamos al inicio… Todo esto entonces explicaría, o mejor dicho, afirmaría la existencia de un ser supremo y confirmaría cómo el universo fue creado por el discurso de ese mismo ser, quien usó nada más y nada menos que las palabras.

Nosotros somos totalmente un discurso. La meta sería crear vibraciones que nos acerquen a la PAZ y al AMOR para que se modifique el lenguaje de nuestro ADN y se erradique el odio o la división. El poder de la palabra podría actuar sobre nuestros cuerpos para desarrollar nuevas formas de prevenir o sanar, es decir, gozar de completa salud integral.

Algunos hablan de una TRIDIMENSIONALIDAD… pero nosotros estamos ya en la INTERDIMENSIONALIDAD. Eso somos: energía, frecuencia, vibraciones. Somos Noticias Mi Ciudad.

Autora: Christy Petri (Quesada Segura)
Fotografía: DP
Noticias Mi Ciudad

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s